No más ladrillos en las cabezas

Por Carlos Piegari. Buenos Aires, Posadas, Barcelona. Escritor sofista

¡Hey! ¡Profesores! ¡Dejad a los niños en paz!                 
A fin de cuentas, es sólo otro ladrillo en la pared.
A fin de cuentas, sólo eres otro ladrillo en la pared. 

(Another brick in the wall – Pink Floyd)

Los suplementos, dedicados a aumentar la oferta periodística de los periódicos, suman a los medios gráficos la posibilidad de editar temáticas no ancladas en la información cotidiana, atraer nuevos lectores e incrementar las pautas publicitarias. Su origen se remonta al siglo XIX e inauguran la propuesta los dedicados a temas culturales. Los comienzos de esta forma de prensa especializada es el feuilleton (suplemento) francés. Dos corresponsales germanos que escribían desde París entre 1820 y 1830, Heinrich Heine (el gran poeta romántico) y Ludwig Börne, fueron los que introdujeron el formato, primero, en periódicos de Berlín y de inmediato con una veloz emulación comercial en Fráncfort, Múnich, Praga y, sobre todo, Viena. Será esta última ciudad austríaca la que obtenga el rango de capital del folletín.

A fines de la década de los noventa, asomando el siglo XXI, en la ciudad de Posadas nace  el suplemento Arquitecturas en el diario Primera Edición. Fue una idea del arquitecto Esteban Cárdenas, quien supo crear un proyecto editorial semanal atípico por aquellos años. Diseño innovador, sentido crítico sobre la disciplina arquitectónica y reflexiones sobre su impacto en la vida cotidiana de las personas y las ciudades.

Arquitecturas se afianzó a través de sus elaboradas ocho páginas que destilaban el trabajo de reunir notas y referentes, distintas temáticas como ser crónicas urbanas, patrimonio, dibujo, diseño industrial, antecedentes analíticos de identidad local y entrevistas. El esfuerzo no fue en vano y sembró un antecedente que en el futuro renacería digitalmente.

Han pasado más de veinte años desde la publicación del último número, quizás la vorágine cotidiana entre diseños y obras interrumpió la continuidad del proyecto. Puede que también aquella sociedad aún no estaba en condiciones de convocar voces que debatieran cuestiones fundamentales del fin último del quehacer arquitectónico, aunque ya se perfilaba un importante crecimiento de planes urbanos y desarrollo inmobiliario.

Tiempo, metros cuadrados construidos, incremento de densidad, planes estratégicos y gestiones en las que se fueron incorporando profesionales del rubro en la proyección y ejecución de decisiones comunes a todos. Época en la que Misiones logró ver formarse y desarrollar obras a sus primeros arquitectos, quienes hoy tienen aún mucho por explorar y poner en común sobre el proceso y desarrollo de la profesión. También queda pendiente una amplia agenda para los años venideros, donde replantear que se piensa en tanto ciudad y ciudadanía. Por eso regresó Arquitecturas, para expresar y exponer con una actitud no conformista un hacer arquitectónico más humano y social.

El 2020 trajo consigo una pandemia, una parálisis mundial infiltrada por miedos e incertidumbres, donde a través del aislamiento de carácter sanitario y obligatorio, millones de personas se han cuestionado sus modos de habitar y el lugar que ocupan a escala humana en el tejido urbano. Se han puesto en debate cuestiones sobre el impacto ambiental, lo que las sociedades deberán reconsiderar hacia adelante como intrusos en la casa común, el planeta.

La clausura física y espiritual llevó a analizar la disciplina arquitectónica, fue puesta en jaque, el modo en el que se estaban construyendo espacios habitables cayó bajo la lupa. Esto motivó una convocatoria espontánea para debatir en formato de videoconferencias entre colegas, alumnos, docentes y voces emergentes. El arquitecto Esteban Cárdenas propuso retomar el proyecto Arquitecturas y comenzó una nueva etapa de difusión de ideas, producto de las propias dudas creativas de jóvenes que pretenden instalarse desde la capital misionera para el mundo como referentes de divulgación e investigación del ejercicio profesional y los modos de ser y estar. Nace así un colectivo que busca darle voz a la mirada local con idoneidad amplia y heterodoxa.

Conforman el equipo editorial con Esteban Cárdenas como fundador, Cielo Yasinski y Paula Dreyer en la Dirección Editorial; Agustina Basile, Milagros Werle y Fernanda Santi en la Dirección Ejecutiva de las Secciones; Paula Dreyer en Diseño gráfico; María Elena Kusniruk como ilustradora y RoninKaila a cargo del diseño web.

Los artículos siguen la línea sin prejuicios corporativos de siempre, entrando en esta revista digital se pueden leer notas sobre danza y arquitectura, el dibujo como proceso de diseño, la perspectiva de género en la construcción o un proyecto para planear una ciudad en Marte.

La contingencia histórica, la transformación de los paradigmas de la comunicación y los avances tecnológicos están innovando la producción de conocimientos y, cada vez, los medios adoptan soportes y entornos digitales, autónomos y cooperativos.

En NEACONATUS, al igual que en ARQUITECTURAS nos importa que la palabra fluya libre y democrática, por eso apostamos por la porosidad de las ciudades y las mentes.  

Sitio de Arquitecturas: https://revistaarquitecturas.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s