El hacer cultural en estos tiempos

Por Héctor Luis Ojeda. Corrientes – Chaco. Escritor

ojedaEn estos tiempos de virtualidad y conceptos rápidos, muchas veces, vanos y descuidados, nos hacen pensar en un autismo tecnológico. Con el ideal acrílico e imágenes de mundos paralelos, y el descuadro del mundo ideado. Colisionan con la realidad, nuestra realidad percibida, pero la idea del descontrol, siempre latente, intuye, en la franca teoría de una visión libre, sin políticas, sin religiones, sin testamentos y con el solo pensar que todo debe modificarse.

Los cuerpos como los astros irradian brillos creativos, y esa misma luz, muerde la continuidad secuencial de la búsqueda constante.

La narrativa de un discurso que sea recargado con artificios, artefactos y muros, en donde el hombre no pueda escalar, y tenga que dejar su espíritu, por la sencilla razón de no comprender y quede lo verdadero, relegado a simples utensilios, sin importancia para el diario vivir.

Creer en la difusión de la cultura, escuchando otras culturas, brillando en la creación, multiplicando la acción de los libros, para que sean leídos, atesorados por el sentir humano y salir de la frustración del verbo irreconocible.

Sin las palabras de Don Quijote de la Mancha, ni los versos de la Divina Comedia, con solo nombrar el paraíso en donde Adán y Eva, fundaron el conocimiento, entre palmas naturales, se puede interpretar el miedo a la verdad y sus consecuencias en saber de la existencia de la muerte. El conocimiento se ha fundado en el miedo, siempre ha sido vedado por la fría miseria de la guerra, de aquellos que siempre traban las ruedas de la igualdad y finalmente las crisis, terminaron por deplorarla. El hambre del conocimiento ha sido cambiada por las necesidades materiales, fundadas en un desequilibrio social.

La libertad expansiva de las razas, de los credos, de las edades, de las lenguas y el placer involuntario de volar con la imaginación, no tiene precio. Cuadra como un rayo místico, el poder ser alimentados por lo intangible y tan necesario para el espíritu, como la luz para un ciego.

 

Imagen: Artefakte

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s